Blog de Marketing Digital, Publicidad y Negocios

¿Qué lugar ocupa tu negocio en los tipos de comercio electrónico?

Tipos de comercio electrónico

Cuando surge una necesidad, la acción más frecuente es ingresar al buscador de Google para suplir, en primera instancia, con información sobre un producto o servicio. Este proceso de decisión de compra se divide en reconocimiento, consideración, decisión, compra y postventa. Ya sea que una empresa esté buscando proveedores o que una madre esté eligiendo el mejor abrigo para su bebé, se da una interacción de agentes involucrados en la operación comercial. De estas diferencias surgen los tipos de comercio electrónico.

En esta actividad económica amplia se gestionan las transacciones por Internet. Y para entrar en el juego, hay que tener clara la definición del modelo de negocio, pues estas relaciones empiezan desde la publicación de una entrada en un blog para atraer a aquellos que se encuentran en cualquiera de las fases de las decisiones de compra.

Ejemplos de tipos de comercio electrónico 

Según el rol que se ocupe en la distribución de bienes y servicios, existen diferencias. Aunque existe algo en común entre todas y es la experiencia del cliente o CX (Customer Experience), que se diseña dependiendo del tipo de cliente y nicho. 

Empresa a empresa – B2B business to business 

Negocio a negocio es cuando solo intervienen empresas. Un ejemplo cotidiano son las ventas al mayor, en las que hay una parte que provee y otra que distribuye. Distribuidores de productos, industrias y fabricantes, Alibaba y otras empresas han desarrollado mercados masivos de empresa a empresa. 

Uno de los aspectos más valiosos en la investigación de mercado de  B2B es la inclusión de pautas y estrategias utilizadas por los líderes de la industria. Los procesos del b2b son (altamente) técnicos y el resultado por lo general es un componente de algún tipo: un chip, una fibra, un sistema de comunicaciones para una corporación global. 

Algunos ejemplos de B2B: 

  • Oracle Corporation
  • IBM Corporation
  • Amazon Inc.
  • Alibaba Group
  • SAP Hybris
  • Axway Software

Las grandes organizaciones que participan en este tipo cuidan la experiencia del usuario y es su centro, por lo tanto tienen un CX de alto nivel ya saben manufacturar cosas, controlar todos los procesos y estar en contacto con otras miles de empresas. 

Empresa a Consumidor – B2C Business to Consumer

Se centran en vender al consumidor final como los retailers (minoristas), supermercados e hipermercados, las tiendas de decoración, librerías, gasolineras, farmacias o tiendas de electrónica comprenden este tipo. Amazon también tiene participación en este tipo como líder del eCommerce. Bajo su forma de Marketplace, según un análisis realizado por Marketplace Pulse en base a datos de eMarketer, en Estados Unidos acumula el 41,4 % de las ventas online B2C.

Otra manifestación más cotidiana de este tipo de comercio electrónico es la farmacia donde te suples, que tiene una página web con carrito de compras y envío gratis hasta la comodidad del hogar.

Los productos y servicios B2C se comercializan como entidades terminadas, directamente a los usuarios finales, individuales y discretos. 

Empresa a Empleado: B2E – Business to Employee 

Según Kotler, en el libro Fundamentos de Marketing, los “públicos internos de una compañía’’ son los empleados (employee). El marketing interno sucede de forma positiva cuando los integrantes de la organización se identifican con la filosofía empresarial, y por lo tanto la difunden y defienden. Esto a su vez va a generar más productividad para la empresa ya que los recursos serán utilizados eficientemente, y además darán una buena imagen a los clientes externos.

Los empleados en el eCommerce pueden acceder a bienes y servicios que suplan sus necesidades. Las empresas pueden proporcionar catálogos electrónicos de productos a través de la intranet, fáciles de navegar y con un procesamiento de pedidos optimizado. 

Sephora es una marca de cosméticos que ofrece a su público interno la tecnología más actualizada y personalizable. Si ellos quieren un producto, pueden comprarlo a la empresa con un gran descuento que va desde el 20%. 

Consumidor a consumidor: C2C – Consumer to Consumer

En este tipo, la relación se da entre los clientes finales, es decir los que obtienen el producto ya completado para ofrecerlo a otros que están interesados. Es una modalidad muy común en el eCommerce. Facebook pone a disposición su marketplace en el que un particular puede publicar productos nuevos o usados para ofrecerlos. 

A diferencia del modelo B2B, es una forma más cómoda para realizar las operaciones, ya que los agentes no están especializados, ni deben seguir procedimientos técnicos rigurosos. En desventaja, el comprador puede sentirse desprotegido ya que no hay una empresa detrás que garantice la experiencia del usuario. 

Aunque, cada vez más los consumidores finales están buscando experiencias cercanas y personalizadas. Etsy, es una plataforma B2C/C2C que vio crecer su número total de compradores activos en un 77 % en 2020, alcanzando un récord de 81,9 millones, de acuerdo a un estudio publicado por Statista. 

Gobierno a Consumidor: G2C – Government to Consumer

El gobierno es quien ofrece el servicio o bien, entonces los ciudadanos u organizaciones, son los consumidores. Esta relación se desarrolla en el pago de impuestos, registro de terrenos y vehículos, información al público, entre otras, realizadas entre el gobierno y sus ciudadanos o consumidores

G2C incluye desde subvenciones y préstamos hasta copias de transacciones de propiedad e informes de crédito.

Conocer el tipo de comercio electrónico en el que nos encontramos como negocio es fundamental para establecer las estrategias correctas que a modo general incluyen el buyer, persona, canales y mensajes. 

Tags

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Somos un diario digital enfocado en recopilar y redactar noticias sobre el mundo de los negocios y el marketing digital